Después del tratamiento de ortodoncia no debemos olvidarnos y ya está, no, debemos continuar. Ahora hay que mantener y afianzar esa alineación de la dentadura.

Al retirar el aparato, los dientes tenderán a moverse ligeramente al masticar ya que la posición no está del todo consolidada. Por esta razón se deberán poner retenedores y utilizar férulas especiales para mantener la dentadura en su posición.

El ortodoncista indicará cómo y durante cuanto tiempo se han de utilizar estas férulas, así como su correcto cuidado. Normalmente se aconseja utilizarlas al menos durante la noche y si al comienzo  lo utilizamos durante todo el día y retiramos únicamente para comer o lavarnos los dientes, mejor que mejor.

En todo caso, siempre que notemos que la férula no encaja bien, que se deforme o se rompa, debemos acudir a consulta para analizar su reparación o reposición.

Cualquier duda, contacta con nosotros